Deportes | compositor | Tokio 2020 | Ceremonia

Compositor de ceremonia de Tokio2020 renunció tras escándalo

El compositor de los Juegos Olímpicos de Tokio renuncia y se disculpa por molestar a un niño discapacitado

Keigo Oyamada, el compositor de la música para la ceremonia inaugural de Tokio 2020, anunció este lunes que dimitirá de ese cargo por el escándalo generado por unas entrevistas que concedió hace años, en las que admitía acosos a compañeros de clase discapacitados durante su infancia, y que ahora han vuelto a salir a la luz.

Oyamada, de 52 años y conocido artísticamente como Cornelius, afirmó en unas entrevistas publicadas entre 1994 y 1995 por una revista nipona que había sometido a una serie de actos denigrantes a compañeros de clase “sin ningún arrepentimiento”, entre ellos algunos con discapacidades.

Es realmente perturbador, pero Oyamada, que ahora tiene 52 años, una vez se jactó ante los medios de comunicación locales de que obligó a un niño discapacitado a masturbarse frente a otros y comerse sus propias heces.

Las entrevistas se realizaron cuando aún no era famoso, pero resurgieron recientemente cuando se anunció que estaría involucrado en la ceremonia de apertura. Keigo Oyamada, que escribe bajo el nombre de "Cornelius" y es popular en Japón por crear el ritmo Shibuya-kei, se ha disculpado por su comportamiento "muy inmaduro" y se está retirando del concierto.

Oyamada había pedido “sinceras disculpas” en los días previos a través de Twitter por “haber incomodado a mucha gente” y por sus “acciones extremadamente inmaduras”, mientras que los organizadores de Tokio 2020 calificaron su comportamiento en el pasado de “inapropiado” aunque defendieron que el compositor siguiera involucrado en los Juegos.

Sin embargo, el compositor reiteró este lunes su intención de dimitir en un mensaje distribuido a través de las redes sociales, en las que ha recibido un aluvión de críticas de ciudadanos indignados por el hecho de que su música sea utilizada en los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de la capital nipona.

La dimisión del músico, que de ser aceptada por la organización supondría su salida del equipo creativo de Tokio 2020, se suma a una interminable lista de escándalos protagonizados por los anfitriones y que han contribuido a socavar el respaldo popular al evento deportivo.

Dejá tu comentario