Trends | agua | Baterías | litio

Baterías del futuro podrían venir del agua marina

Una nueva técnica desarrollada por científicos de la Universidad de Ciencia y Tecnología Rey Abdalá, de Arabia Saudita, puede cambiar el futuro de la energía.

Científicos de la Universidad de Ciencia y Tecnología Rey Abdalá, de Arabia Saudita, desarrolló una tecnología que permite extraer litio directamente del agua marina, un descubrimiento que podría cambiar la forma en la que se realizarán las baterías del futuro.

Los científicos detallaron que el océano puede contener 5.000 veces más reservas de litio de las que se encuentran en la tierra. El detalle, según explicaron, es que su concentración es de aproximadamente entre 1 y 2 partículas por millón (ppm); además, la presencia de iones de otros metales impide extraer el litio con tecnologías contemporáneas.

Según la revista Energy & Environmental Science, este nuevo método permite aumentar drásticamente esa concentración. Se trata de una celda electroquímica dividida en tres compartimientos. Uno de ellos, donde se ubica el cátodo, está separado de la cámara central por una membrana de óxido de litio, lantano y titanio. Las aperturas en la estructura cristalina del material son lo suficientemente anchas para que pasen los átomos de litio, pero paran los de otros metales. El tercer compartimiento, el ánodo, se separa por una membrana estándar.

Embed

Los científicos de esta universidad saudí probaron el dispositivo con el agua del mar Rojo. A un voltaje de 3,25 voltios, los iones positivos de litio se acumularon de manera efectiva en la cámara laterla del cátodo. Tras tres ciclos de refinación, la concentración de litio presente en la batería supera los 9.000 ppm.

"El ajuste del hP de esa solución produce fosfato de litio sólido que contiene meras trazas de otros iones metálicos [y es] bastante fino para cumplir con los requisitos de los productores de baterías", señala el comunicado.

El centro de estudios destaca que este método es económicamente viable, pues la electricidad necesaria para la producción de un kilogramo de litio costaría unos 5 dólares, lo que supera de manera considerable el valor del hidrógeno y del cloro, otros de los químicos necesarios en el proceso. Asimismo, el agua refinada puede utilizarse en las plantas de desalinización, con el fin de aprovechar el ciclo completo.

Además, el precio actual del litio en la Bolsa de Metales de Londres es de 13,75 dólares por kilogramo, lo que hace que su producción pueda generar ganancias.

"Continuaremos optimizando la estructura de la membrana y el diseño de la celda para mejorar la eficiencia del proceso", explicó el líder del grupo, Zhiping Lai, quien se muestra optimista sobre esta técnica en la producción de las baterías del futuro.

Dejá tu comentario