Show | Gilmore Girls | Netflix | Serie

20 años tras su estreno, Gilmore Girls sigue siendo todo un éxito

A los 20 años de su estreno, Gilmore Girls sigue siendo un producto encantador que ahora podemos disfrutar nuevamente en Netflix

En el año 2000, un suceso marcó el centro de las producciones televisivas de la década, y no fue otro que el estreno de la serie Gilmore Girls, escrita y dirigida por Amy Sherman-Palladino. Para entonces, Amy Sherman-Palladino era una guionista, directora y escritora estadounidense de origen judío con una carrera incipiente y hasta entonces había incursionado ocasionalmente en la televisión norteamericana. Pero después de ese año y hasta la fecha, su trabajo más conocido fue la serie de televisión Las chicas Gilmore, que la catapultó profesionalmente y le abrió el camino a otras teleseries como la también popular Roseanne. En su haber, tiene el Premio Primetime Emmy al Mejor Guión en una Serie de Comedia.

En Gilmore Girls, ahora disponible en Netflix, las protagonistas eran Lorelai (Lauren Graham) y Rory Gilmore (Alexis Bledel), una madre soltera y su hija adolescente que vivían en el pueblo ficticio de Stars Hollow, una localidad de Nueva Jersey.

Embed

Durante los años que se mantuvo en televisión, Las chicas de Gilmore fue una serie serena, sencilla, dedicada a mostrar la cotidianidad de la Gilmore, su familia, costumbres y rutinas, pero con una gran belleza emocional y ambientes hermosísimos. Ahora, los nostálgicos de la serie la pueden disfrutar de nuevo en la plataforma Netflix.

Algunos opinan que uno de los encantos de la serie es que atrapó audiencias de distintas generaciones simultáneamente, ya que la audiencia más joven se reconocía en el personaje de Rory, la hija, mientras que la chica de mediana edad se conectaba a madres jóvenes y hasta la gente de mayor edad se sentía reflejada en la progenitora de Lorelai, es decir, la malgeniada abuela de Rory.

Sin embargo, todos concuerdan en que una de las herencias más bonitas que puede dejar Las chicas Gilmore a sus fanáticos es que el tiempo fue empleado para enseñar y comunicar cosas, más allá de simplemente entretener. Viendo la serie, sus seguidores aprendieron de cine, música, literatura (es una serie hace referencia a más de 300 libros), cultura pop y sobre amor, amistad y relaciones maternofiliales, en una característica producción de la década del 2000 que perfectamente podría cobrar vigencia en estos tiempos.

Dejá tu comentario